camisetas antiguas futbol

www.blogytecnologia.com Durante el curso siguiente el equipo participó de nuevo en la Copa de Ferias siendo eliminado otra vez en cuartos de final. La temporada 1961-62 el equipo participa por primera vez en la Copa de Ferias, en la cual es eliminado en cuartos de final. En esta década, después del cambio de formato de la Copa de Ferias, que pasa a ser la Copa de la UEFA, participa las temporadas 1973-1974 y 1976-1977, siendo eliminado en octavos de final. En la Liga Mediterránea de fútbol, también disputada en 1937, el R. C. D. Español acabó en segundo lugar en una liga de ocho equipos a tan sólo un punto del campeón, el Football Club Barcelona. El 8 de septiembre de 1978 muere en Barcelona Ricardo Zamora, posiblemente una de las figuras más grandes de la historia del club. El R. C. D. Español, llegaba líder invicto y con una ventaja de seis puntos sobre el FC Barcelona. El cuarto encuentro llegaría el 12 de julio en el mismo escenario neoyorquino, contra el Estrella Roja de Belgrado, quien cortó de raíz la buena marcha de los entonces discípulos de Ricardo Zamora al derrotarlos por un contundente 7-2. El 16 de julio, de nuevo en el Polo Grounds, la derrota por 5-1 frente al Dukla Praga alejó al conjunto españolista de toda opción de clasificación para la final.

Headlight Of Car Al final de la temporada 1928-29, se homenajeó a Patricio Caicedo, quien se convirtió durante muchos años en el entrenador del equipo, mientras que en contraposición de las alegrías, hubo que lamentar el traspaso de Zamora al Real Madrid Club de Fútbol en el año 1930 por la cifra récord de 100 000 pesetas de la época, tras haber sido la más destacada figura del plantel durante la década. En aquel Madrid de preciosos talleres de costura eran pocas las señoras que se podían permitir encapricharse con la moda, con las telas, con los nidos de abeja y las florecitas de Liberty para las niñas; unas privilegiadas las que echaban la tarde en el taller de la calle Tamayo y Baus. Gestándose la creación de un campeonato nacional de liga en el país, los españolistas consiguieron vencer su primer Campeonato de España de Copa, que les otorgó el derecho a ser uno de los participantes en la primera edición de la liga que tuvo inicio esa misma temporada; siendo así uno de los 10 equipos con el privilegio de haber participado en histórica edición.

Encaminado en esa línea el club inició extensas y numerosas giras para proseguir con la expansión de la entidad llegando a sus más altos registros económicos y de popularidad que se vieron reforzados con numerosos acuerdos entre los que destacó la venta de la Ciudad Deportiva del Paseo de la Castellana, merced a la cual el club llevó a cabo años después uno de sus más ambiciosos proyectos: la construcción de la Ciudad Real Madrid. La posguerra comienza con un gran éxito para el club, alzándose con su segunda Copa de España en 1940, comprar camisetas de futbol denominada por aquel entonces Copa del Generalísimo al imponerse en la final al Madrid Club de Fútbol por dos goles a uno. En honor al centenario de la entidad, el club recibe de la Generalidad de Cataluña el Premio Cruz de Sant Jordi, y el 14 de noviembre de 1999, se juega el partido que inauguraba los actos del centenario en el Estadio Olímpico de Montjuïc (renombrado en 2001 como Estadio Olímpico Lluís Companys), en el que el R. C. D. Espanyol derrotó a la Selección Argentina de Fútbol por 2 goles a 0. La remontada patrimonial de la entidad se inicia con la construcción de una Ciudad Deportiva propia en San Adrián de Besós, inaugurada en 2001, y la colocación de la primera piedra del nuevo estadio del club en 2003, situado entre los municipios de Cornellá de Llobregat y el Prat de Llobregat, y financiado por un crédito concedido por cinco entidades financieras por un total de 55 millones de euros.

El socio número 1 de la entidad de aquella época, Julià Clapera, se da cuenta de que en octubre de 1950 se cumplían los 50 años de la fundación del club, pero se trata de celebraciones anticipadas, ya que debido a la suspensión que sufrió el club no se debían celebrar hasta octubre de 1953. El primer acto de dicha efeméride fue un partido de béisbol que enfrentó al R. C. D. Español contra el equipo norteamericano del Wiesvaden Flyers y que terminó con victoria visitante por 19 carreras a 5. El partido de fútbol de conmemoración se juega el 29 de marzo contra el Malmö FF sueco, en el que el conjunto blanquiazul se impuso por 3 goles a 2 con una alineación que mantenía la filosofía inicial de no incorporar jugadores extranjeros. El conjunto perico se impuso por 3 goles a 2 frente al Valencia Club de Fútbol, siendo el defensa valencianista Iván Campo el autor del último gol de la historia del estadio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *